Fertilización foliar: una nueva alternativa nutricional para las plantas

En los últimos años está muy de moda la fertilización foliar, pero ¿sabéis realmente qué es y en qué consiste? En este post encontraréis toda la información necesaria sobre esta nueva herramienta de apoyo en el rendimiento de los cultivos.

 

 

 

Se podría decir que hasta hace un par de años no se había puesto en marcha este método para la fertilización de las plantas, esto se debe a que tradicionalmente se consideraba que la mejor forma de nutrición para las plantas era a través del suelo ya que es dónde se supone que las raíces de la planta absorben el agua y los nutrientes necesarios de forma única y exclusiva.

 

Sin embargo, desde hace décadas se comprendió que existían otros métodos  que se empezaron a  emplear, aquí nos encontramos con  la fertilización foliar, se trata de una técnica muy efectiva, ya que permite proporcionar a las plantas los valores nutricionales que realmente necesitan y suplir carencias. Además, en los últimos años se ha llevado a cabo el desarrollo de diferentes equipos de riego presurizado, como por ejemplo el riego por goteo, en los cuáles se utilizan fertilizantes solubles en agua o fertilizantes líquidos, lo que ha provocado que se incremente el uso de la fertilización foliar por parte de los agricultores buscando estimular procesos de mayor eficiencia en la aplicación de los fertilizantes y evitando problemas de elementos bloqueados en el suelo.

 

 

 

¿Qué es la fertilización foliar?

 

La fertilización foliar es una técnica que complementa a la fertilización edáfica, ya que contribuye a cubrir las necesidades nutricionales de las plantas como puede ser una deficiencia de micronutrientes y se necesita actuar rápidamente, cabe recordar que la fertilización es correcta siempre y cuando no exista un elemento limitante.

 

Su aplicación es directa sobre la parte aérea de las plantas y complementa e intensifica el resto de los nutrientes aplicados a la tierra y los propios producidos por las mismas  plantas de forma natural. También contribuye a mejorar las limitaciones de la fertilización del suelo como pueden ser la lixiviación, la precipitación de fertilizantes insolubles, el antagonismo entre determinados nutrientes o las reacciones de fijación/absorción como en el caso del fósforo y el potasio.

 

Es muy importante destacar que la fertilización foliar es específica para cada cultivo, época de aplicación durante el ciclo de crecimiento y sitio de aplicación en la planta, además de las condiciones ambientales.

 

 

 

Beneficios

 

Son muchos los beneficios que presenta el empleo de la fertilización foliar, siendo el principal el poder aplicar los nutrientes directamente sobre el cultivo, evitando así que puedan producirse interacciones fisicoquímicas que dificulten la utilización por parte del vegetal.

 

Otros beneficios que aporta la fertilización foliar:

  • Permite aplicar cantidades muy pequeñas de nutrientes de forma uniforme.

  • Permite aportar nutrientes en momentos clave, incorporándose directamente al cultivo sin depender de los mecanismos de absorción radicular y quedando inmediatamente disponibles para su utilización.

  • La eficiencia de aprovechamiento por parte del cultivo es muy alta.

  • Pueden utilizarse en combinación con otros productos terápicos como insecticidas y fungicidas.

 

 

Ejemplos de fertilizantes foliares

 

Para que una sustancia se pueda utilizar como fertilizante foliar tiene que cumplir una serie de condiciones como que sea muy soluble y no presente fitotoxicidad sobre las plantas.

 

Dentro de la clasificación de los fertilizantes foliares, encontramos dos grandes grupos: sales minerales y complejos naturales orgánicos o también llamados “quelatos” (pueden ser naturales o sintéticos).

 

  • Sales minerales:

Comprenden sulfatos, cloruros y nitratos y son las primeras que se utilizaron. Su absorción, se realiza a través de la cutícula, es muy rápida y con frecuencia se utilizan como elementos de choque cuando las plantas están sufriendo algún tipo de estrés.

 

  • Quelatos (complejos naturales orgánicos):

Pueden ser de origen natural o sintético, pudiendo combinarse con un catión metálico formando un complejo, de forma que el catión pierde su carácter metálico neutralizándose las cargas de este y permitiendo su absorción. Son más eficientes que las sales minerales debido a que presentan una mayor velocidad de absorción.

 

 

En el mercado podemos encontrar diferentes productos y alternativas. Algunos de ellos contienen nutrientes tales como nitrógeno, fósforo o potasio mientras que otros contienen micronutrientes que son requeridos en cantidades inferiores por las plantas.

 

 

Finalmente, es muy importante tener en cuenta que muchos de los fertilizantes foliares se puede aplicar con tratamientos complementarios como son insecticidas, fungicidas y de esta forma evitar tener que realizar varias veces distintas labores, en este caso es importante tener en cuenta si existen  problemas al realizar las mezclas. 

 

La eficiencia de aplicación de la fertilización foliar también depende de factores como el mojante empleado y la temperatura ambiental. Por ello, es importante tener en cuenta factores tales como:

 

  • En caso de emplear fertilizantes foliares con urea, que no haya más de 28 grados  centígrados de temperatura ambiental.

 

  • Para que la fertilización foliar sea lo más efectiva posible es muy importante que los estomas se encuentren abiertos, por este motivo, al igual que los tratamientos sistémicos debe realizarse en un momento donde mínimo haya luz solar durante una hora tras el tratamiento.

 

  • La temperatura óptima para un abonado foliar se sitúa entre los 20 y 28 grados centígrados con una humedad del 65% de forma genérica, pero se puede obtener más información calculando el Déficit de Presión de Vapor (DPV) y de esta forma saber si los estomas están abiertos o cerrados para mejorar la eficiencia de la aplicación. 

 

Es importante tener en cuenta que el mejor aliado para este tipo de fertilización es la realización de un análisis de savia  y que desde Fertibox os invitamos a comprender un poco más en qué consisten este tipo de análisis desde el siguiente Link: La savia como índice de fertilización. 

 

 

Esperamos que os haya servido esta información sobre la fertilización foliar, si tenéis cualquier pregunta no dudéis en escribirnos, podéis hacerlo a través de email o dejando un comentario debajo del post. 

Please reload

Categorías
Please reload

Entradas destacadas

Unidades en los análisis de suelos. PPM y MEQ

24/10/2019

1/3
Please reload

Entradas recientes
Please reload

NEWSLETTER
Buscar por tags