Fertilización del Nogal

El cultivo del nogal es un gran conocido en España y en Europa y muy implantado en algunos países como Francia. Actualmente, se está experimentando un resurgir gracias a las producciones de carácter intensivo con plantaciones bajo patrones enanizantes y resistentes a ciertos patógenos que le atacaban con gran virulencia en producciones de regadío, como eran la armilaria y la phytoptora.


Hoy en día es uno de los denominados “cultivos alternativos” con más empuje, lo que se demuestra por el interés de los agricultores en este tipo de cultivo y su empleo con fines forestales.


Uno de los ejemplos más curiosos es el cultivo de nogal como madera noble, se trata de un sistema de producción solo apto para inversores ya que se tarda un mínimo de 25 años en poder recuperar la inversión realizada, un ejemplo son muchas empresas Españolas que ofrecieron la inversión en maderas nobles durante la bonanza económica.


El cultivo del nogal tiene que tener en cuenta ciertas características a la hora de su implantación, como:


  • Calidad del suelo

  • Clima

  • Humedad

  • Posibilidad de implantación de sistema de riego o pluviometría anual.